< Noticias

Sexo y embarazo. posturas sexuales más cómodas

 

El sexo durante el embarazo no supone un riesgo añadido ni para la madre ni para el bebé siempre y cuando tu embarazo transcurra con total normalidad. Es más, las relaciones sexuales provocan que la región pélvica de la embarazada reciba más sangre, lo que hace que el feto sienta una sensación agradable después del orgasmo. 

 

No te preocupes si durante el embarazo notas períodos en los que sientes que tu líbido anda por las nubes y justo, al día siguiente, sientes que no te apetece para nada meterte entre las sábanas, pues es totalmente normal.

 

Por eso, para esos días en los que notemos que tenemos la líbido por las nubes, os dejamos las posturas sexuales más cómodas para hacer el amor durante el embarazo.

 

La preocupación por lastimar a tu bebé

 

Durante el embarazo, muchas parejas tienen miedo de mantener relaciones sexuales por miedo a hacerle daño a su bebé. No te preocupes, el bebé no sufre durante las relaciones sexuales.

 

Vuestro bebé está protegido por el líquido amniótico del útero y por los músculos del mismo, por lo que vuestra actividad sexual no le afectará siempre y cuando tu embarazo transcurra con normalidad.

 

Las 6  posturas sexuales más cómodas para hacer el amor durante el embarazo

 

  1. La tregua

 

Es una postura muy cómoda tanto para ti como para tu pareja. Simplemente, tu pareja se tiene que colocar de costado, tumbando a tu lado. Tú, por otro lado, te tumbas de forma perpendicular a él, apoyando tu cabeza sobre una almohada.

 

De esta forma, tu estarás cómodamente recostada mientras tu pareja tendrá acceso a zonas erógenas de tu cuerpo como los pechos y el clítoris.

 

  1. A caballo

 

Con esta postura tú te colocarás horcajadas sobre tu pareja, que estará totalmente recostada con las piernas hacia arriba. Deberás colocarte dándole la espalda.

 

De esta forma, mientras tu puedes poner tus manos sobre tu regazo, tu pareja podrá acariciar tanto la zona de tus pechos como tus nalgas.

 

  1. El lobo gentil

 

Que no te engañe su nombre, podéis hacerlo sin ningún problema y, probablemente, ya habréis hecho esta postura más de una vez sin daros cuenta.

 

De pié, tu pareja se colocará detrás de ti. Con esta postura, podrá acariciar tus zonas erógenas para aumentar la intensidad y el placer.

 

  1. La diosa

 

Como su propio nombre indica, esta postura hará que te sientas como una diosa y disfrutarás al máximo ya que la penetración será mucho más profunda.

 

Tu pareja tiene que sentarse con las piernas abiertas e inclinándose ligeramente hacia delante para mantener el equilibrio. Por otro lado, tú te colocarás sobre tu pareja a horcajadas.

 

  1. La cruz de fuego

 

Tú deberás acostarte boca arriba, estirando una pierna y doblando la otra y poniéndola hacia arriba. Por otro lado, tu pareja se sentará a horcajadas sobre tus piernas, mirándote directamente y sujetando tu muslo.

 

  1. La reclinable

 

Tú deberás tumbarte sobre la cama y subir tus piernas para colocarlas sobre los hombros de tu pareja. Te recomendamos que te pongas una almohada bajo la cabeza para que la experiencia sea lo más cómoda posible, a la par que placentera.

El sexo en pareja no tiene por qué ser un inconveniente durante el embarazo, es más, puede hacer que vuestro vínculo como pareja y vuestra complicidad se acrecenten.

 

Si tienes alguna duda o quieres compartir con las demás mamás tu experiencia, no dudes en dejarnos un comentario.

 

¡Espero que te haya gustado el post de esta semana!

comparte esta noticia